CRÍTICA CINE -Chop Shop-

Decía un amigo mío -el cual estará leyendo estas líneas ahora mismo- que no se creía las películas de Fernando León de Aranoa porque sus personajes marginales tenían la frase ingeniosa, inteligente y chispeante por castigo. Parecían gentes leídas, dadas al cinismo y el sarcasmo fino, personajes muy escritos, demasiado bien escritos para cobrar vida en el fango de dichos ambientes marginales. ‘Chop Shop’ está en las antípodas de tal paradoja que comentaba aquel amigo. Esta película es todo verdad, realidad áspera, sin artificios, sin frases, con mucha marginación. Se puede atisbar en su escaso metraje vida estancada en personajes condenados que recuerda a “La pesadilla de Darwin”, palabras mayores. Si David Simon centrara su rádar en el mundo hispano haría Chop Shop, la cual te crees como te crees The Wire, como te crees The Corner, con esta sensación cuando termina de: esto tiene que ser así; aunque haya fundido a negro, estas vidas van a seguir sin mí. Eso sí, cuando hablo de mundo hispano no me refiero a la pobreza que puedas imaginar en ciertos países sudamericanos porque el film de Ramin Bahrani se centra en Queens y no expone el cliché de hispano obsesionado con el culto al cuerpo y cercano al mundo de la cocaína que pasea palmito y peligro por Miami. Estos son hispanos que saben salir ‘palante’ que se dice en mi barrio, con esfuerzo, siendo agrios y duros, como el microcosmos en el que les ha tocado vivir, el mismo que ellos han creado, que detestan y que disfrutan. El protagonista, de 12 años, nunca estuvo nominado a un Oscar, razón de más para huir de las películas a las que año tras año le caen nominaciones por el artículo treinta y tres. Merece la pena ver la película ahora que hay tanto debate con los niños españoles, los deberes, los jóvenes ninis y demás zarandajas que, puestas en contraposición con este personaje, se le quitan a uno las ganas siquiera de seguir gastando palabras para comentarlo. Habrá que ver si, cuando sigan las vidas de estos personajes marginados del Nueva York actual, se enteran realmente que les gobierna Donald Trump. Es lo ‘bueno’ de tener vidas que difícilmente pueden ir a peor.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s